Inicio Economía Crean fondo de US$336 MM para acelerar terminación Punta Catalina

Crean fondo de US$336 MM para acelerar terminación Punta Catalina

por informador

 SANTO DOMINGO.- El vicepresidente ejecutivo de la Corporación Dominicana de Empresas Eléctricas Estatales (CDEEE), Rubén Bichara, y Jaime Aristy Escuder, administrador de la Planta Punta Catalina, informaron que del Presupuesto del Estado se ha creado un fondo de US$336 millones para acelerar la terminación de la termoeléctrica Punta Catalina, por lo que se trabaja las 24 horas para que entre en funcionamiento entre diciembre y el mes de febrero del 2019.

Advirtieron que si la constructora Odebrecht no cumple lo pactado para finales de este 2018, tendrá que pagar 120 mil dólares por día, el atraso generado a la obra. “Si a partir de enero, la primera unidad no entra en funcionamiento, entra en vigencia el pago”, reiteraron.

“Estamos concentrados, enfocados en defender los intereses del pueblo dominicano, en terminar la planta Punta Catalina, para reducir el costo de electricidad y el subsidio también, es la prioridad”, dijo Bichara.

Para tales fines, informó Aristy Escuder que se ha creado un fondo de contingencia de US$336 millones, a fin de que la construcción no se detenga y el enfoque del gobierno dominicano es que “esta obra no se pare”.

Al responder preguntas de periodistas luego de un recorrido por la obra en construcción de Punta Catalina, Aristy Escuder informó que la crisis energética se traduce en un monto de US$49 millones mensuales para el gobierno.

“La necesidad de que haya energía eléctrica es fundamental, hay que hacer el sacrificio hasta que la situación se resuelva, pero la entrada de Punta Catalina es la solución, no hay otra. Es un sacrificio del Estado y del pueblo”, aclaró Bichara.

Ante la situación actual, dijo Escuder: Punta Catalina tiene dos líneas de acción: la primera salir victoriosos del arbitraje internacional ante la solicitud de pagos adiciones de unos 708 millones de dólares que ha realizado el consorcio Odebrecht, y “nuestra negativa a ceder ante esas solicitudes, porque tenemos evidencias contundentes de que las mismas son infundadas”.

En ese sentido, anunciaron que han contratado una de las firmas más prestigiosas de Estados Unidos, con 75 años de experiencia, para lograr la victoria.

La segunda línea de acción, agregó, es la finalización y puesta en marcha, sin retraso de la Central Termoeléctrica Punta Catalina.

“Este es un compromiso que estamos decididos a cumplir en el plazo lo más breve posible.  Primero, porque la central suplirá el 35 % de la demanda de electricidad de este país, una sola de las unidades que tenemos dará 792 megavatios; es un proyecto importante, y esto cobra mayor importancia si se toma en cuenta el desabastecimiento por parte de una de las AES Andrés”, dijo.

Con la entrada de Punta Catalina a final del 2018 e inicio del año que viene “habremos resuelto el problema de desabastecimiento y lo haremos a precios muy competitivos”, añadió.

CDEEE confía ganará proceso arbitraje a Odebrecht

“Hemos decidido separar el proceso de arbitraje de la terminación de la obra, para garantizar este objetivo, el gobierno y el consorcio constructor acordaron crear un Fondo de contingencia que asegura el flujo constante de recursos destinados a la terminación del proyecto, independiente del proceso de arbitraje”, dijo Aristy Escuder.

El fondo contingente de 336 millones de dólares, no altera ni modifica en modo alguno el precio real  del contrato de  Punta Catalina que es de US$1,945 millones, y nada establecido en el acuerdo podrá interpretarse en sentido contrario.

Explicó que cada uno de los desembolsos se realiza siempre contra ejecución de la obras, es decir, en la medida que se necesita, se va desembolsando y esos recursos están siendo auditados mensualmente por una empresa internacional. “Cada peso que se utiliza, se verifica que están siendo destinado para la terminación de la obra”, añadió.

“El acuerdo permitirá que la primera unidad sincronice a finales de este año, comienza a generar a manera de pruebas electricidad, a final de este año, y a inicio del 2019 comienza a aumentar carga, 30, 40, 60, 80 hasta colocarse por encima de los 360 megas netos, que va a significar plena carga, estaríamos sustituyendo energía cara”, sostuvo Aristy Escuder.

Significó que “la parte que va finalmente, a honrar  los recursos de esos fondos, será la que pierda del proceso de arbitraje”. “Será la que pagará esos fondos que ascienden a US$336 millones, en caso de que la empresa no cumpla con la fecha prevista, específicamente con Enero 2019, estaríamos hablando que por cada día de atraso tendría el consorcio Odebrecht que pagarle al gobierno dominicano 220 mil dólares, sino entrega en la fecha acordada cada una de las unidades de electricidad”, explicó.

Señaló Aristy Escuder que esto cobra, en términos de dinero, un peso significativo por lo siguiente: con el desabastecimiento actual, es altamente probable que el precio del mercado spot, precio de la energía por kilovatios supere los 18 centavos de dólar, sin embargo, tan pronto entre a funcionar Punta Catalina, se reducirá a solo 10 centavos de dólar, es decir, una reducción de un 45 % en su precio.

“Una reducción para el gobierno de 500 y 600 millones de dólares el nivel de beneficio; este proyecto que ya está en la recta final, aportará al desarrollo social en el primer trimestre del año 2019”, añadió.

“El fondo son recursos del Estado garantizados con activos, provienen del Presupuesto, pero el pago final de esos fondos dependerá de lo que diga el proceso de arbitraje: Si el proceso de arbitraje nos da la razón a nosotros, que es lo que está previsto, entonces ellos tendrán que pagar ese fondos”, advirtió.

¿El  qué nivel está el arbitraje?

“El proceso de arbitraje lleva tres etapas, la primera ya se cumplió; eso será, el tercer trimestre del año que viene, fase donde presentaremos las evidencias ante los tribunales de la Ciudad de Nueva York”, explicó Aristy Escuder.

El resultado de ese arbitraje es quién va a determinar el monto de los recursos que tendrá que pagar el Estado, o el consorcio.

“Así como el monto de los atrasos que tendrá que pagar la Odebrecht como multas o penalidad”, indicó.

“La unidad a plena carga, debe estar en funcionamiento en marzo o abril, es una planta muy grande que se ira estableciendo en el sistema eléctrico nacional, ya para agosto del 2019 tendremos 792 megavatios de energía altamente competitiva en línea”, dijo.

El vicepresidente de la CDEEE, Rubén Bichara, reiteró que “nuestra prioridad es concentrarnos en la terminación de la obra, y segundo, mantener firme la posición de que no aceptamos ninguna disposición al costo original del contrato y que estaremos vinculados a la decisión de la Corte”.

Advirtió que una parálisis del proyecto Punta Catalina, “nos colocaría en una escalada de precios incontrolables que no podríamos justificar”. “Por eso, hay que terminarlo al menor tiempo y costo posible”, añadió.

“La posición accionaria de Punta Catalina estará abierta no solo a inversionistas, sino a todo el pueblo dominicano, todo aquel que esté interesado en invertir en la Central Termoeléctrica Punta Catalina, podrá hacerlo”, informó Aristy Escuder.

Afirmaron que inversionistas extranjeros ofertaron 2.5 billones de dólares por Punta Catalina, compra que fue rechazada, porque el interés del gobierno es terminarla, y luego pensar en lo que “más nos conviene”. “El  objetivo es hacerla rentable para que los inversionistas estén dispuesto a pagar más de lo invertido”, indicó.

Noticias Relacionadas